LAS PENAS y ALEGRÍAS DEL MEDIO AMBIENTE, sus políticas y sus políticos.

martes, 30 de junio de 2015

SEMANA ABSURDA
Las idioteces de siempre



Previsiones de Meteo France, hasta el viernes 3 de julio, para la
segunda ciudad de Francia. La siguiente semana será parecida.











Calor y Grecia. Temas apasionantes. Si el primero lo sufrimos en la piel y el segundo en nuestro bolsillo, los dos tienen la virtud de inquietar al español más templado. Los telediarios del mediodía de hoy, martes 30 de junio, informan sobre el calor sofocante desde la esfera de la estupidez: las emisoras desplazan a esforzados reporteros hasta el horno de Andújar o de Sevilla (Andalucía) para sondear a los abatidos ciudadanos, aplastados por temperaturas cercanas a los 50 grados. El inteligente consejo para enfrentarse a esta manifestación del cambio climático, a falta de otros medios, es beber mucha agua, encerrase en casa y abanicarse briosamente.

En Francia, acosada por la misma ola de calor, la reunión interministerial presidida por la ministra Segolène Royal, activó ayer el Plan Canícula para informar y proteger a los franceses más frágiles ante el calor extremo: niños, ancianos y enfermos. El Plan incluye la movilización (apertura obligada y aceptación de ciudadanos) de espacios públicos refrigerados, como centros comerciales, cines, galerías, bibliotecas, polideportivos o estaciones de transporte, acompañado por la activación del teléfono de Emergencia por Canícula, publicado en todos los medios nacionales.

El gobierno de la República Francesa no dice nada del abanico o del gazpachito fresco, sino de atender los casos de golpe de calor envueltos en toallas mojadas y plantados en medio de una corriente de aire, para bajar un par de grados la temperatura corporal y alejar el riesgo de síncope cardíaco. También aconseja pasar al menos tres horas al día en lugares fríos. Por allí recuerdan los 20.000 muertos por calor de 2003.

La alerta ha tenido respuesta en los ayuntamientos franceses. En Burdeos, cuyo alcalde, M. Alain Juppé, ha revolucionado la movilidad en la ciudad, ha activado el Programa “Autonomie Seniors” para los 16.000 mayores de 75 años que viven solos en la capital de Aquitania. El número de contacto (0825625685) también les llama cada tres horas, para comprobar su situación ante el fuerte calor.

Respecto a Grecia, el diario El País, que últimamente patina sobre dos niveles extrasensoriales, publica un editorial (sin firma) auspiciando el Si en el referéndum de Grecia. Aduce cosas muy parecidas a las que emplea el presidente del gobierno del Reino Sr. Rajoy, o el alcalde de Santander, Sr. De la Serna. Es decir: el Si es la estabilidad, la sensatez y la obediencia a los mercados. Cabalgando sobre otro nivel, pero en la misma página, El País publica un artículo del premio Nobel de Economía 2001, Sr. Stiglitz, reclamando el No en el referéndum de Grecia, porque hay que enfrentarse de una vez a los saqueadores y doctrinarios neoliberales que desean escarmentar a los griegos por atreverse a protestar contra una austeridad demoníaca que no ha solucionado ninguno de sus problemas. 

Dos formas de ver el mundo y ¡Vaya!... nos ha tocado vivir en la inferior.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada